El desempeño cognitivo está claramente deteriorado en quienes trabajan con plaguicidas

Floria Pancetti, Secretaria de Investigación UCN:
La exposición a plaguicidas organofosforados traería consecuencias como malformaciones congénitas, cáncer y efectos neurotóxicos, como intoxicaciones agudas y enfermedades neurodegenerativas.
La región de Coquimbo busca convertirse en potencia agroalimentaria, siendo su producto, lo que está reflejado en el hecho de que un más del 80% del agua de la región sea utilizada por la agricultura.
Sin embargo, hay factores críticos con respecto a la producción agrícola y uno de los que más ha generado preocupación es el uso de plaguicidas en las plantaciones, tanto por losefectos que pueda tener el en consumidor final del producto, como en quien trabaja en su aplicación durante el proceso productivo.
Sobre esta segunda variable, la académica de la UCN, y directora de un estudio que apunta a generar nuevas formas de monitoreo de la exposición frente a plaguicidas monofosforados, indicó que en su grupo de estudio «vimos que el desempeño cognitivo está claramente deteriorado en quienes están ocupacionalmente expuestos, quienes tienen un desempeño mucho menor al de los del grupo control y quienes pertenecen a un grupo ocupacionalmente no expuesto».
Cabe destacar que en este estudio participan trabajadores agrícolas y ciudadanos de localidades agrícolas como Monte Patria, Paihuano y zonas aledañas, enfocándose encultivos de uvas y cítricos y teniendo como grupos de control a pobladores de Coquimbo y La Higuera, cuya influencia de plaguicidas a nivel ambiental y laboral es nula.
Mediante un laboratorio móvil se han hecho 2 evaluaciones a los grupos ocupacionalmente expuestos y ambientalmente expuestos, esto durante la pre fumigación en los meses de julio y agostos y durante la fumigación propiamente tal, en el mes de noviembre, esto en 2011.
Sobre los niveles sanguíneos, Floria Pancetti asegura que «tal como esperábamos, tanto en los ocupacionalmente expuestos como en los ambientalmente expuestos estas enzimas (colinesterasas plasmáticas) están disminuidas en la época de fumigación, lo que significa que están expuestos, que están recibiendo plaguicidas».
Efectos inmediatos y a largo plazo
Generalmente los efectos inmediatos a la exposición a plaguicidas tienen que ver conintoxicación aguda, que tiene como síntomas comunes salivación, lagrimeo, dificultad para respirar, mareos y vómitos.
Adicionalmente, existe el denominado «síndrome intermedio de intoxicación por plaguicidas», en el que los signos de intoxicación se presentan de forma retardada. Como señala Pancetti, «se han reportado casos de personas que hoy están fumigando y comienzan a presentar esos síntomas después de 15 días, sin haber presentado signos claros de intoxicación al momento de trabajar con los plaguicidas».
Finalmente, encontramos los efectos más a largo plazo, como son «son los efectos sobre las funciones cognitivas, porque son acumulativos y se van manifestando a largo plazo, mediante la pérdida de capacidad de memoria, capacidad para resolver problemas, pensamiento abstracto, todo esto sin notarlo». Adicional a esto, la académica indica que existen malformaciones congénitas y cáncer producto de exposición a plaguicidas, pero «estamos avocados a los problemas neurológicos»
Sobre las recomendaciones para hacer frente a este riesgo, Pancetti aclara que «este no es un proyecto de intervención sino de investigación, en el que buscamos desarrollar un nuevo biomarcador».
Sin embargo, la neurofisióloga celular indica que los antecedentes serán transferidos al Instituto de Salud Pública, mandantes del proyecto ejecutado por UCN, quienes «como entidad pública del gobierno tendrán que ser los encargados de tomar esa información y generar las políticas y medidas necesarias derivadas de los resultados que nosotros encontremos».
Cifras y plazos del proyecto
El proyecto proyecto FONDEF «Desarrollo de un biomarcador eritrocítico de alta sensibilidad para el diagnóstico de tiene un costo total de 468 millones de pesos de los que 305 son financiados por Fondef y el resto son aportes institucionales, aportes del ISP, que es el mandante y aportes valorizados.
Actualmente se han desarrollado dos mediciones, pre fumigación y fumigación propiamente tal, restando la medición post fumigación a realizarse en marzo. Este proceso se repetirá dos veces más, durante los 3 años de duración de la investigación, en los que se evaluará a 300 individuos, 100 por cada grupo.
Actualmente existe una amplia gama de plaguicidas, y como explica la directora del proyecto, «nosotros estamos enfocados en los compuestos organofosforados, que son una familia química bien particular y tienen función insecticida». Dentro de este grupo, los más usados en Chile son, según los últimos datos registrados por SAG, Clorpirifos, azinfos-metilo, diazinon y metamidofos.
El Parlamento Europeo aprueba una mayor regulación del uso de biocidas

Bruselas, 19 ene (EFECOM).- El Parlamento Europeo (PE) aprobó hoy una nueva regulación en profundidad del uso de biocidas, unos químicos que se utilizan para eliminar bacterias, gérmenes y hongos que se encuentran desde en desinfectantes e insecticidas hasta en muebles, lacas para el pelo o vehículos.
“Los biocidas forman parte de la vida de la gente directa o indirectamente”, recalcó ayer en rueda de prensa la eurodiputada alemana Christa Klass, ponente del texto.
La propuesta plantea crear una lista de sustancias que se pueden utilizar para producir biocidas y para homogeneizar los permisos de uso y fabricación, que actualmente se aplican con ciertas diferencias en cada país de la Unión Europea.
Su objetivo de esta nueva legislación -que no se aplicará a los plaguicidas utilizados en la agricultura- es proteger la salud de los consumidores y el medio ambiente, así como facilitar el proceso de autorización de nuevos productos.
El pasado noviembre, la Eurocámara y los gobiernos de la Unión Europea ya cerraron un acuerdo sobre esta nueva normativa, que se aplicará en todos los productos comercializados en la UE que incluyan biocidas, incluso los importados.
El texto revisa a fondo la Directiva de 1998 sobre el uso de biocidas que presentaba importantes lagunas, tal y como destacó hoy la ponente, ya que solo se centraba en las sustancias en sí y no se extendía a los productos que puedan contenerlos, como los muebles.
La nueva lista definirá y clasificará a los biocidas, a la vez que regulará su uso en mayor detalle, aunque los estados miembro podrán plantear excepciones “en casos muy concretos” como medida de adaptación hasta 2020, explicó Klass.
Otro objetivo de la normativa es lograr un mejor etiquetado de los productos que lleven biocidas y garantizar los derechos de propiedad intelectual de los creadores de nuevas sustancias con el objetivo de evitar duplicaciones y extender el intercambio de conocimientos.
“Contaremos con un reglamento que mejorará la seguridad del consumidor, que debe tener en cuenta también las condiciones de la industria y las pymes”, recalcó Klass, quien señaló la importancia de facilitar los trámites burocráticos para las empresas que utilizan estas sustancias.
Tras su paso por el pleno de la Eurocámara, reunidos estos días en Estrasburgo, la nueva directiva deberá recibir ahora el visto bueno formal de los ministros europeos, tras lo que se espera que entre en vigor el año que viene. EFECOM
mtm/ahg/ltm

http://www.asquifyde.es/

Anuncios

Hola, deja tu comentario creativo y positivo. La persona responsable de este blog, solo se responsabiliza de sus escritos o informaciones que pueda aportar, los comentarios o aportaciones externas serán responsabilidad de quien las emita.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s